Gerenciar socialmente el mundo para erradicar la pobreza

Buenos Aires, 21/03/2019.- El asesor especial de la ONU y padre de la gerencia social Bernardo Kliksberg, mantuvo una charla con Mercosurabc en el marco de la PABA + 40, en donde apuntó a temas nodales para alcanzar los objetivos de la Agenda 2030. La flamante Cátedra de Cooperación Sur Sur de UBA, ámbito de reflexión e investigación, que acompañará el gran movimiento de cooperación SUR-SUR. Una tecnología al mando de la ética. Producir más alimentos, pero garantizar su acceso. Cooperación para el desarrollo para que desaparezca la pobreza, que no es invulnerable. Movilizar las fuerzas del bien común para acelerar los tiempos. Foto: Bernardo Kliksberg en la presentación de la Cátedra Sur Sur


Comenzamos por preguntarle cuál es el papel en la cooperación regional, de la Cátedra de Cooperación Sur Sur de reciente creación, en el ámbito de la Universidad de Buenos Aires.

En primer lugar la iniciativa de crear una Cátedra SUR-SUR por parte de las Naciones Unidas y de la Universidad de Buenos Aires significa haber generado la primera cátedra de este tipo de América Latina y una de las primeras a nivel internacional, en acompañar en todos los campos académicos el gran movimiento de cooperación SUR-SUR que ha crecido, al extremo de reunir en Buenos Aires, la capital de esa gran conferencia internacional, a más de 160 países que están participando con operaciones de cooperación SUR-SUR.

El movimiento tiene gran significación en América Latina, que ha hecho más de diez mil operaciones de cooperación SUR-SUR en los últimos diez años, según lo que se ha documentado. Implica que los países aprendan unos de los otros, tanto los grandes como los pequeños, todos pueden enseñar experiencias de valor y compartir proyectos. Por ejemplo, Uruguay, un país muy pequeño, está transfiriendo su proyecto de digitalización en donde los chicos de los sistemas educacionales (el proyecto CEIBAL), ha sido muy exitoso en países mucho mayores poblacionalmente que Uruguay, tanto en Latinoamérica como a nivel internacional. Chile está transmitiendo experiencia en el campo de las microempresas. Los países chicos pueden enseñar, tienen sabiduría y los países grandes tienen experiencias acumuladas muy importantes, todos dentro de un SUR-SUR, estamos hablando de un sur que incluye desde China y la India, hasta las Islas del Caribe.

Este mecanismo ha demostrado ser muy práctico, muy útil. El esfuerzo conjunto entre el director de la oficina SUR SUR de las Naciones Unidas, que es uno de los puntos focales para impulsar la cooperación SUR-SUR, y de la Universidad de Buenos Aires, UBA, el mecanismo va siendo más productivo.

La UBA creó la cátedra SUR SUR por iniciativa del doctor Barbieri junto con el director de la oficina SUR SUR de UN, Jorge Chedieck; apunta a que se amplíe la reflexión; que este movimiento sea acompañado de reflexión, de interacción de las universidades, que sea acompañado de investigación, sabemos muy poco de lo que ha sucedido en los últimos diez años en materia de cooperación SUR SUR. La iniciativa ha organizado cuatro eventos en el marco de la II Conferencia de Cooperación Sur Sur, que tuvieron una acogida muy importante.

Y en la nueva concepción de cooperación SUR SUR, porque se ha dado una vuelta de tuerca y ahora tiene un nuevo protagonismo hacia el cumplimiento de las Metas 2030...

La cooperación SUR SUR nace para para cumplir las Metas 2030, la novedad es que hay horizontalidad, que los países tienen horizontalidad, no hay condicionalidades económicas y se respeta plenamente la soberanía de los países, de los intercambios de experiencias en todos los planos.

Cabe destacar que este esfuerzo se debe a metas que tenemos que tener muy presentes. Así como el mundo es rico en tecnología, también lo es en migraciones forzadas, en muertes que se pudieran evitar por enfermedades, en el maltrato infantil. En nuestra región mueren 300.000 mujeres por año durante el parto, mientras que países más avanzados, específicamente en los nórdicos, casi no existe la mortalidad materna.

Cooperación sur sur para derrotar la pobreza

La idea de la cooperación Sur-Sur podría ayudar al desarrollo de políticas que permitan erradicar esos males.

La pobreza es derrotable, no es invulnerable siempre y cuando se adopten las medidas adecuadas.
Hay países que han logrado salir de la pobreza, con unos niveles muy bajos como Uruguay o Costa Rica. Los uruguayos en los últimos 10 años eliminaron la pobreza extrema y bajó la pobreza, hasta llegar a menos del 10 por ciento de su población. Hacer coberturas de salud y educación de manera focalizada, beneficiando a mujeres y niños.

Esto es importante para reducir la violencia de género. Cerca del 40% de las mujeres sufren de maltrato físico o psicológico. La misma discriminación hace que las mujeres sean subutilizadas en cualquiera de las redes organizativas en general, discriminadas por ese machismo ancestral.

Se ha creado una cátedra que lleva su nombre, que habla de todos estos temas...
Si,en la Universidad Católica de Murcia, que se va a encargar de las metas de desarrollo sustentable.*

La alucinación tecnológica

No hay que caer en las alucinaciones tecnológicas, donde se cree que este aspecto va a resolver todo. Es muy útil, ya que se pueden idear aplicaciones para erradicar la exclusión. Pero es un medio, no un fin. No se trata por ejemplo sólo de encontrar la forma de aumentar la producción de alimentos en el mundo, sino de garantizar su acceso.

La tecnología, como medio, depende de quién la maneja y con qué objetivo. Incluso ya hemos visto que hay quien la maneja en el proceso para diseminar el proceso del nazismo, el fascismo y frenar el progreso de toda la historia del género humano.

Movilizar las fuerzas del bien

Necesitamos poner la tecnología bajo el mando de la ética. Utilizando la tecnología de avanzada y el razonamiento del Papa Francisco, es posible derrotar la pobreza. Pero no solo es posible derrotar la pobreza, también deberíamos estar concientes de que cada minuto en pobreza significa víctimas, que la pobreza mata, enferma y que mata 16 mil niños por día, incluso un porcentaje de ellos mueren el día que nacieron porque no tienen la asistencia necesaria. Voy a ilustrar con un ejemplo práctico, la aplicación de la tecnología en situaciones de este tipo cuando es utilizada para el bien. Los estudiantes del MIT, el laboratorio social se preocuparon de como bajar en la tasa de mortalidad en los chicos que nacen prematuramente, con bajo peso que necesitan de inmediato ser puestos en una incubadora. Hay muchas áreas del mundo que los pobres no tienen acceso a incubadoras en los hospitales donde dan a luz no tienen o tienen unas poquitas. Estos chicos brillantes concibieron la idea de una bolsa de dormir, parecidas a las que usamos en un campamento, que da el mismo calor, el mismo acompañamiento que da una incubadora pero la diferencia es que cuesta un dólar.

Esto es aplicar la tecnología a salvar vidas, si tenemos la tecnología bajo el control de sentimientos morales, de sentimientos éticos, la búsqueda de causas justas y tenemos presente que la causa de la exclusión es poner en riesgo la vida de seres humanos, podemos lograr resultados importantes. No podemos dejar que sigan muriendo 16 mil niños por día porque no tienen alimentos, agua ni incubadoras.

Hay que acelerar el camino y una coalición de una sociedad civil organizada exigiendo respuesta a estos problemas. Medios como el tuyo, que hacen un trabajo tan útil movido por el bien, por el bien común, la responsabilidad social empresarial y políticas a favor de la gente, una coalición entre todas las fuerzas del bien. Hay que agregar el positivismo, el voluntariado. Necesitamos movilizar esas fuerzas del bien.

El manual antipobreza

Quería referirme a mi fuente fundamental de referencia, los periodistas a veces me preguntan por mi libro más querido, y es el más leído en la historia de la humanidad: es la Biblia, y la Biblia es un manual antipobreza. Cuando uno hace una búsqueda, lo hizo un maestro mío, una búsqueda semiótica, y busca cuál es la palabra más mencionada en el texto en la Biblia, resulta que la palabra más mencionada es “pobreza”. Hay continuos llamamientos, desde los orígenes del ser humano hasta los profetas, los abanderados de la justicia social, a combatir la pobreza y a declarar que la pobreza es una violación de los derechos humanos. Uno de los profetas más importantes, se dirige a la humanidad y le dice “no habrá pobres entre nosotros”. Y con eso está diciendo la Biblia a través del profeta, que la divinidad entregó a los seres humanos un mundo infinitamente rico en recursos. La pobreza es un invento de algunos de los integrantes del género humano. No habrá pobres entre nosotros, hay que gerenciar socialmente el mundo de tal modo que la pobreza desaparezca, no es una opción, es un mandato divino.


Bernardo Kliksberg es mundialmente reconocido como especialista en la lucha contra la pobreza, economista, sociólogo, contador público, profesor, escritor, consultor y asesor de Naciones Unidas. Es autor de 65 libros difundidos a nivel global y ha sido nombrado doctor honoris causa por más de sesenta universidades de América, Europa y Asia. Desde los años setenta es considerado el "padre" de la Responsabilidad Social Corporativa.

*El Rector de la prestigiosa Universidad Catolica de Murcia, José Luis Mendoza, prominente personalidad de España, que trabaja estrechamente con el Papa Francisco, anunció el establecimiento de la Cátedra Internacional Bernardo Kliksberg, dedicada a los grandes temas del desarrollo y a la cooperación interuniversitaria. La UCAM, es una Universidad líder en España y Europa. Tiene más de 2000 alumnos internacionales de Corea, China, Hong Kong, otros países asiáticos, Europa, América Latina y otros continentes.

Graciela Baquero